Otros problemas

¿ES NORMAL QUE PODAMOS TENER PROBLEMAS O DIFICULTADES?

Son  muchos los problemas y dificultades a los que nos enfrentamos a lo largo de todo nuestro ciclo vital. La mayor parte de las dificultades en las diferentes etapas de nuestra vida las resolvemos, normalmente, n poco tiempo o sin demasiada angustia o desazón. Sin embargo, en ocasiones nos surgen todo tipo de problemas que no somos capaces de resolver.

Si crees que tienes o estás sufriendo en determinadas situaciones y no sabes qué hacer o cómo actuar, puedes consultarnos y te asesoraremos. Si lees estás líneas y te sientes identificado con alguna situación, puedes llamarnos y te ayudaremos, dentro de un clima de comprensión, confianza y escucha. Conjuntamente trabajaremos para que, con los recursos y estrategias psicológicas, adaptadas a tus necesidades, hagas frente a tus dificultades y logres tu bienestar en las diferentes áreas de tu vida.

¿QUÉ TIPOS DE PROBLEMAS O DIFICULTADES PODEMOS TENER?

INSATISFACCIÓN.

 Otros problemas 2Hay ocasiones en las que sentimos que no nos gusta nuestra vida o, pensamos que siempre es lo mismo.  Es habitual que,  en esos momentos no sepamos muy bien qué nos está pasando o por qué, antes nos sentíamos satisfechos y contentos con nuestra vida y, ahora no. Otras veces, nos gustaría mejorar o cambiar alguna faceta  (laboral, ocio y tiempo libre…) pero no sabemos cómo hacerlo, o bien, no hacemos nada porque no creemos que vaya a servir para sentirnos más contentos y satisfechos. En otras circunstancias, es el miedo, no saber qué pasará (la incertidurmbre) o nuestra inseguridad son barreras que nos limitan  para no pasar a la acción.

Algunas veces, simplemente, no sabemos ni somos capaces de  disfrutar y gozar de las personas y entorno que nos rodea y, siendo muy  exigentes y necesitando que todo sea perfecto o desear más –nunca es suficiente-.

En otros casos, estamos o nos sentimos sometidos por creencias, valores y actitudes de otras personas o nuestro entorno –que es difícil cambiar -(jefe, familia…) y cada vez, nuestro nivel de frustración es mayor.

Si lo deseas, en nuestro centro podemos asesorarte psicológicamente para que seas capaz de aumentar tus niveles de satisfacción:

  • Ayudándote a cambiar los aspectos que pueden mejorar tu vida
  • Ser capaz de hacer los cambios que deseas poner en práctica pero no te atreves
  • Saber percibir y saborear los aspectos positivos en diferentes áreas de tu vida (personal, de pareja, social, laboral, etc.).
  • Afrontar adecuadamente aquellas circunstancias que no dependen de ti y es difícil modificar.
  • Aprendiendo a hacer la vida más fácil, etc.

Como en cualquier asesoramiento psicológico, primero analizaremos contigo los motivos por los que no te encuentras a gusto contigo o con alguna faceta de tu vida y, en función de tus necesidades,  mediante técnicas y estrategias psicológicas, te enseñaremos las habilidades que te permitirán sentirte orgulloso/a y dichoso/a, con tu forma de vida o ayudarte cambiar aquellos aspectos que pueden ayudarte a sentirte mejor y más satisfecho.

BAJA AUTOESTIMA

Si tenemos baja autoestima, es negativo porque repercute de forma perjudicial en nuestras vidas, generando Otros problemas 3malestar emocional porque nos hace más vulnerables a padecer determinados problemas psicológicos (depresión, dificultades en habilidades de comunicación, irritabilidad, cambios bruscos de humor, estrés…) y,  dificulta que podamos tomar decisiones, relacionarnos, afrontar las adversidades, etc.

Tener poca autoestima puede ser tanto, la causa como, la consecuencia de problemas psicológicos. Por ejemplo, si tienes poca autoestima  puede que te cueste relacionarse con otras personas por el miedo al rechazo –en este caso, sería la causa de, por ejemplo, una fobia o ansiedad social- o, podemos tener baja autoestima como consecuencia de que estemos sometidos a una situación de acoso en el trabajo o la escuela –en este caso, la baja autoestima aparece como consecuencia de las humillaciones a las que pueden someter tus compañeros-.

Es fundamental que a todas las personas, desde que somos pequeños, nos transmitan y seamos conscientes de que lo que hacemos es importante y, que podemos conseguir hacer las cosas o alcanzar nuestras metas, aunque al principio nos cuesten. Ello nos ayudará a confiar en nuestra valía y aceptarnos a nosotros mismos, respetándonos y haciendo que los demás nos respeten.

 Para cualquier edad, os aportamos en nuestra consulta diferentes técnicas psicológicas que os ayudarán a mejorar y aumentar vuestra autoestima y/o a trabajar con las situaciones o problemas que están afectando, directa o indirectamente, al concepto y valoración de nosotros mismos.

Si tienes baja autoestima y necesitas ayuda profesional, entre otros síntomas observarás que tienes el miedo al rechazo y dejas de hacer cosas o crees que no eres capaz de conseguir tus metas,  descuidas tu apariencia física, te sientes inseguro/a y necesitas la aprobación de los demás cuando vas a tomar una decisión, te comparas con lo demás y te sientes inferior, te autocriticas excesivamente si cometes cualquier error o algo no te sale bien, en ocasiones, te sientes decaído, sientes miedo a equivocarte,  a no gustar a los demás, a ser criticado, tienes un miedo desmesurado ante la  idea de quedarte sin amigos, que tu pareja te deje, etc.

Si tienes cualquier duda, puedes ponerte en contacto con nuestro centro. Te asesoremos y proporcionaremos técnicas y estrategias psicológicas para mejorar tu autoestima.

PROBLEMAS DE RELACIÓN

PROBLEMAS DE RELACIÓN ENTRE LOS DIFERENTES MIEMBROS DE LA FAMILIA,

ASOCIADOS A UN TRASTORNO MENTAL O ENFERMEDAD DE UNO DE LOS MIEMBROS.

PROBLEMAS PATERNO-FILIALES

En la relación entre padres e hijos se pueden presentar muchos problemas (problemas de comunicación, disciplina inadecuada, sobreprotección, agresividad…) que producen un deterioro en la dinámica individual o familiar y que precisan una intervención psicológica que les ayude a resolver sus diferencias con respeto y comprensión, aprendiendo padres e hijos a resolver los conflictos que puedan tener. Si lo deseáis podéis consultarnos y os asesoraremos.

PROBLEMAS CONYUGALES.

Otros problemas 5Vivir en pareja nos enriquece, pero como todo tipo de convivencia no está exenta de problemas que, la pareja puede no saber cómo solucionar. Los problemas pueden afectar a la comunicación (comunicación negativa -insultos, criticas…-, comunicación distorsionada -p.ej. expectativas poco realistas- o ausencia de comunicación –aislamiento- que producen un deterioro en la dinámica individual o familiar. Sin embargo, no solo los problemas de comunicación interfieren negativamente en las relaciones. Múltiples situaciones pueden generar conflictos: infidelidades, problemas en la educación de los hijos o cuidado de personas mayores, quedarse en el paro uno de los cónyuges o los dos, discrepancia en la calidad y cantidad en las relaciones sexuales, etc. Sea cuál sea vuestro problemas, llámanos y os ayudaremos.

PROBLEMAS DE RELACIÓN ENTRE HERMANOS.

Puede ocurrir que vuestros hijos se lleven mal entre ellos. Es habitual que discutan o se enfaden entre ellos alguna Otros problemas 6vez. Sin embargo, en ocasiones estás discusiones y enfados son cada vez más frecuentes, llegando a la agresividad y faltas de respeto. En otras ocasiones, los celos y envidias entre ellos, deterioran la relación familiar. Otras veces, la llegada de un hermano, hermanastro o hijos de tu pareja, en lugar enriquecer la experiencia de ampliar la familia, genera conflictos de todo tipo. En estas u otras dificultades, podemos aportaros nuestra experiencia para mejorar la convivencia entre los hermanos y los padres sepan cómo actuar con sus hijos.

PROBLEMAS DE RELACIÓN CON OTRAS PERSONAS

Otros problemas 7Son los problemas que surgen en las interacciones con otras personas (compañeros de trabajo, vecinos, amigos…) y que nos provocan un deterioro en la dinámica social y en nuestra propia satisfacción. Puede ser que tengamos un déficit en habilidades sociales y asertividad, no sintamos inferiores a los demás o nos comportemos de forma tímida, pasiva o agresiva en nuestras relaciones sociales.

En cualquier caso, si necesitas ayuda, no lo dudes y, si quieres, puedes consultarnos.

Sea cual sea tu situación, si lo deseas puedes consultarnos. Identificaremos y definiremos contigo el origen de tus dificultades de relación y aprenderás a sentirte seguro/a disfrutando de tus amistades, relaciones en el trabajo…mediante técnicas psicológicas que te facilitarán iniciar y mantener conversaciones, exponer tu punto de vista, saber realizar críticas constructivas, saber reaccionar ante las críticas…mejorando tu autoestima y seguridad en ti mismo/a.

ABUSOS Y ACOSO

Cualquier forma de abuso y acoso, tanto en el niño, adolescente o adulto, necesita ser tratado psicológicamente para que la persona pueda superar su trauma y volver a funcionar con normalidad en cualquier faceta de su vida. Nuestra confidencialidad es absoluta y nos avala nuestra larga experiencia profesional en psicología.

ABUSOS
ABUSO FÍSICO Y/O MALTRATO PSICOLÓGICO DEL NIÑO.

Consiste en  diferentes formas de abuso físico y o maltrato psicológico como palizas, humillaciones, insultos, burlas, obligar a que el niño/a que asuma responsabilidades que no corresponden a su edad, hacerle sentir culpable e indefenso, etc.

ABUSO SEXUAL DEL NIÑO

Es la exposición deliberada de niños/as menores a la actividad sexual, forzándoles o persuadiéndoles al sexo o a actividades sexuales (sexo oral, pornografía, tener relaciones sexuales, tocar (acariciar), etc.

NEGLIGENCIA EN LA INFANCIA

Se produce cuando se descuidan las necesidades del niño (escolarización, alimentación y cuidado, afecto, etc.).

ABUSO FÍSICO Y/O MALTRATO PSICOLÓGICO DEL ADULTO

Desgracadiamente, son muchas las formas que pueden adoptar los abusos y maltratos psicológicos:  palizas, insultos, desprecios, humillaciones, hacerle sentir infravalorado, culpable, etc.

ABUSO SEXUAL DEL ADULTO

 Consiste en las actitudes y comportamientos que realiza una persona sobre otra sin su consentimiento o conocimientos y para sus propia satisfacción sexual, haciendo que la víctima se sienta impotente, desprotegida, humillada.

ACOSO

Entre las formas más comunes, destacan las siguientes:

BULLYING (ACOSO ESCOLAR O ACOSO ENTRE IGUALES)

Otros problemas 8Se produce cuando un estudiante es intimidado repetidamente por otro estudiante o grupos de estudiantes con la intención de hacerle daño y hacerle sufrir con alguna de las siguientes formas: A. Física: pegarle, empujarle, esconderle, ensuciar o robarle objetos…B. Verbal: insultos, motes despectivos, hablar mal de esa persona…C. Social: Aislarle, no dejarle participar en alguna actividad, marginarle, ignorarle. D. Psicológica: reírse de la víctima, desvalorizarle, humillarle, provocándole sentimientos de indefensión y temor…

CIBERBULLING (CIBERACOSO O ACOSO CIBERNÉTICO)

Consiste en actos agresivos e intencionados y repetitivos , mediante el uso de formas de contacto electrónicas Otros problemas 9(correo electrónico, sms, whatsApps, etc.) por parte de un grupo o de un individuo contra una víctima que no puede defenderse. Por e jemplo: enviar y colgar textos o imágenes dañinas o crueles por Internet u otros medios digitales de comunicación, hacer circular rumores y dejar comentarios en foros sobre comportamientos reprochables, ofensivos o desleales de la víctima, usurparle la clave de su correo electrónico y cambiarla, para que su propietario no pueda leer sus mensajes, colgar su foto para que voten que es la persona más fea o inteligente, etc.

ACOSO LABORAL (MOOBING)

Se basa en el comportamiento continuado y deliberado de  “maltrato” hacia un trabajador, por parte de una o varias personas de su entorno laboral y, que causan en la víctima un profundo malestar psicológico, físico y personal, dañando su confianza y autoestima.

GROOMING

Es la práctica en la que un adulto o grupo de adultos tratan de atraer a niños, niñas y adolescentes a encuentros a través de la red, para quedar en lugares con la intención de explotar o abusar sexualmente de los menores.

DUELO

Otros problemas 12Aunque sabemos que la muerte forma parte de nuestra propia existencia y de nuestros allegados, es un tema del que pocas veces se habla, pese a que es algo irremediable y, habitualmente,  no estamos preparados para afrontar la muerte de algún familiar o amigo.

Tras el fallecimiento de un ser querido que siempre representa una situación estresante, desarrollamos una serie de síntomas que forman parte de lo que conocemos como duelo. Tenemos ganas de llorar, nos cuesta dormir o nos despertamos muchas veces, no tenemos ganas de comer y podemos perder peso, nos sentimos culpables o sentimos ira, en ocasiones, incluso es posible que tengamos la sensación de que nos llama la persona fallecida…).

El duelo es un proceso normal ante la pérdida de un ser querido y, gradualmente tanto el dolor y pesar como, el resto de sensaciones que lo acompañan, van remitiendo.

Las reacciones de duelo y el afrontamiento de la pérdida de un ser querido varía de una persona a otra en función de diferentes aspectos: nuestras propias capacidades y habilidades, nuestras creencias religiosas o espirituales, nuestras experiencias, nuestra edad, la edad y tipo de muerte de nuestro allegado, etc. Pensemos, por ejemplo, que no es lo mismo que se nos muera una persona anciana que un niño de 5 años, o que se nos muera una familiar próximo (padres, hermanos…) cuando somos adultos que cuando somos niños o muy jóvenes. Tampoco es lo mismo que una familiar o amigo fallezca de una enfermedad prolongada que sea de forma repentina (infarto, ictus, accidente de trabajo, de tráfico o aéreo…) y, todavía, más impactante y difícil de asumir, que nos comuniquen un familiar nuestro ha sido asesinado.

En ocasiones, el proceso de duelo tarda en aparecer y/o no se resuelve, siendo incapaces de superarlo adecuadamente. En estos casos, hablamos de duelo complicado o patológico. Los tipos de duelo complicado, son los siguientes:

  • Duelo retardado: la síntomas y sensaciones que acompañan al duelo, no aparecen el momento del fallecimiento del ser querido, sino dos o tres semanas después, e incluso hasta varios meses después.
  • Duelo ausente: sucede cuando la persona actúa como si no hubiera pasado nada, como si su familiar no hubiera fallecido.
  • Duelo crónico: no se supera el fallecimiento del ser querido, incluso años después y se continúa experimentando sentimientos de ansiedad, depresión, etc.
  • Duelo no resuelto: no llega a ser crónico, pero la persona no acaba de aceptar la pérdida y le cuesta volver a funcionar con su entorno y resto de personas.

Duelo inhibido: algunas personas, no son capaces de expresar su gran pesar, pena, de llorar u otro tipo de sentimientos.

Si tú o algún familiar tuyo, ha perdido un ser querido y manifestáis reacciones que se pueden englobar en alguno de los tipos de duelos patológicos que acabamos de comentar, es conveniente que busques ayuda. Si lo deseas, podemos estar a tu lado facilitándote el proceso de duelo tanto si eres adulto, adolescente o es un niño los que habéis sufrido la pérdida.

No solo proporcionamos ayuda en nuestro cuando ya se ha producido el fallecimiento de  un allegado, sino cuando el desenlace está próximo. En estos momentos, poder canalizar nuestra rabia, sentimientos de culpa y poder transmitir a un niño u otro familiar lo que ha sucedido o está a punto de suceder, es crucial para evitar que el duelo se complique.

Nuestro respeto a tus creencias y a tu dolor es esencial para nosotros y  para proporcionarte pautas que te ayuden a mitigar los diferentes sentimientos, sensaciones y síntomas ante el fallecimiento o desenlace inminente de un ser querido.

Otra situación en la que te acompañamos y ayudamos es cuando a ti mismo te comunican que vas a fallecer y te sientes incrédulo, impotente, con rabia, no sabes qué hacer durante el tiempo que te resta de vida, cómo despedirte o comunicarlo a tus familiares (hijos, pareja, padres, amigos…), tienes miedo al sufrimiento, quieres dejar zanjados y resolver asuntos pendientes, quieres “irte” en paz. Si estás atravesando este momento, llámanos y te ayudaremos en todo lo que necesites, asesorándote y contando con nuestro apoyo.

COMPORTAMIENTO ANTISOCIAL

COMPORTAMIENTO ANTISOCIAL ADULTO

Comportamientos antisociales que realizan, entre otros, ladrones profesionales, chantajistas, traficantes de sustancias ilegales, etc.

COMPORTAMIENTO ANTISOCIAL EN LA NIÑEZ O ADOLESCENCIA

Son comportamientos antisociales aislados.

INCUMPLIMIENTO TERAPÉUTICO

Algunas personas se niegan o no llevan adecuadamente las prescripciones de los facultativos médicos o no necesiten un asesoramiento adecuado de cara a mantener su implicación y adherencia a los tratamientos, evitando males mayores por su falta de motivación e incumplimiento terapéutico tanto, en un  trastorno mental como, en una enfermedad médica.

SIMULACIÓN

La simulación consiste en la producción intencionada de síntomas físicos o psicológicos desproporcionados o falsos con la finalidad de obtener una compensación económica o invalidez, obtener drogas, evitar determinadas situaciones (trabajo, condena, etc.).

DETERIORO COGNOSCITIVO RELACIONADO CON LA EDAD.

Deterioro cognitivo no atribuible a un trastorno mental específico o una enfermedad neurológica. Las personas pueden tener problemas para recordar nombres, citas y dificultades para solucionar problemas complejos.

PROBLEMAS ACADÉMICOS

Otros problemas 10Es común escuchar que el fracaso escolar está aumentando en nuestra sociedad. Sin embargo, más que un fracaso,  es conveniente que hablemos de las dificultades que nos impiden  conseguir nuestros logros académicos, pese a que tenemos capacidad intelectual suficiente  para ello y, no solo en la escuela, sino también, en el instituto, la universidad, cuando nos preparamos una oposición, realizamos cursos de formación, etc. El psicólogo puede ayudarte mediante diferentes estrategias en función de tus necesidades: técnicas de estudio, relajación, mejora de la atención y concentración, incorporar hábitos saludables, resolver otros problemas que interfieren con tu aprendizaje, como tener ansiedad,   no poder dormir, problemas familiares, etc.

PROBLEMAS LABORALES

Los problemas en el ámbito laboral abarcan un gran abanico de dificultades: insatisfacción, estrés, mala relación con compañeros y/o superiores, perfeccionismo y altos niveles de exigencia, inseguridad en la toma de decisiones o la realización de las tareas, incertidumbre sobre la elección profesional, etc. Si quieres que te ayudemos a solucionar y mejorar tus dificultades en el ambiente laboral, escucharemos y analizaremos tus dificultades y te enseñaremos los recursos necesarios favorecer tu bienestar en el entorno laboral.

PROBLEMAS  DEBIDOS A LA  INCERTIDUMBRE

En nuestra consulta facilitamos el asesoramiento psicológico a muchísimas personas que se sienten inseguras en multitud de aspectos que viven con incertidumbre,

Te podemos asesorar y aprenderás a ser capaza de elegir y afrontar todo tipo de objetivos que te plantees en tu vida, la elección de estudios o profesión,  saber escoger las amistades o pareja, seleccionar hobbies, adoptar los comportamientos que más te favorecen en relación al entorno y personas que te rodena y orientación sexual, valores, etc.).

PROBLEMA RELIGIOSO O ESPIRITUAL

Algunas personas que vienen a nuestra consulta lo hacen porque se cuestionan su fe y creencias y  tienen dudas, miedo,  ansiedad o dilemas que les genera su religión (por ejemplo, en el caso del aborto, en sus relaciones sexuales…) o el cambio a otros sistema de creencias. Siempre intentaremos resolver los conflictos respetando los estilos de vida y creencias de cada persona.

PROBLEMA DE ACULTURACIÒN.

Los problemas de aculturación tienen que ver con la dificultad de adaptación que podemos tener si empezamos a vivir en una cultura distinta con creencias y actitudes diferentes que nos dificultan nuestra adaptación. Evidentemente, las personas en nuestro país procedentes de otras culturas también pueden experimentar este tipo de problemas. Por ejemplo, nos podemos encontrar con problemas educativos en personas inmigrantes).

PROBLEMA BIOGRÁFICO

Otros problemas 13Otro tipo de problemas que pueden afectar a nuestra estabilidad y bienestar emocional, tienen que ver con determinadas circunstancias en alguna etapa de nuestro desarrollo. Por ejemplo,  empezar o cambiar de colegio, comienzo de una nueva relación de pareja, divorcio de padres, jubilación, etc.

En todas estas situaciones con nuestra ayuda favoreceremos tu adaptación a las nuevas situaciones, sintiéndote más tranquilo y protegido, desarrollando todas las capacidades que ya tienen o aprendiendo otras nuevas que te permitirán manejarte mejor con tu nuevo entorno y personas.

TRASTORNO DISFÓRICO PREMENSTRUAL.

Síntomas que aparecen en las mujeres entre la ovulación y el inicio de la hemorragia menstrual y que desaparecen en la semana siguiente a la menstruación. Síntomas que abarcan estados de ánimo deprimido, ansiedad, tensión o agobio, hipersensibilidad, episodios de llanto, aumento de la irritabilidad, cambios de apetito, sentirse al límite o fuera de control, falta de energía, etc.

DÉFICIT DE HABILIDADES SOCIALES

Si tienes un déficit de habilidades sociales, te sientes inseguro/a y tiendes a evitar contactos sociales, porque no sabes cómo iniciar o mantener conversaciones, expresar sus opiniones, etc.

DÉFICIT DE ASERTIVIDAD

Si no eres asertivo no sabes o no te atreves a expresar tus sentimientos y pensamientos, no sabes decir “no”, no sabes recibir ni manifestar elogios o críticas…adoptando patrones de comportamiento que, en algunos casos, son muy pasivos, o en otros casos, muy agresivos.

PROBLEMAS RELACIONADOS CON EL ESTILO DE VIDA

Son aquellos problemas que tienen que ver con estilos de vida poco saludables que ponen en riesgo la salud física y emocional de la persona: falta de ejercicio, práctica de deportes de riesgo, conductas sexuales de alto riesgo, etc.